Más de 35 mil surcoreanos optan por morir con dignidad

enero 30, 2019

Seúl/Notimex. Más de 35 mil enfermos terminales renunciaron a recibir un tratamiento para prolongar la vida desde que Corea del Sur legalizó hace un año el derecho a morir con dignidad, según datos del Ministerio de Salud y Bienestar Social.

La ley entró en vigor el 4 de febrero de 2018, permitiendo a los pacientes apuntarse para renunciar a «una extensión sin sentido de la vida», deteniendo o retrasando cuatro tratamientos de soporte vital.

El número de pacientes que optaron por morir sin recibir tratamiento médico adicional, entre el 4 de febrero del año pasado y el 28 de enero de este año, fue de 35 mil 431.

Los pacientes masculinos sumaron 21 mil 291, mientras que el resto fueron mujeres. Casi un 68 por ciento del total rechazó tratamientos para prolongar la vida, con el consentimiento de al menos dos de sus familiares o de todos ellos, destaca la agencia Yonhap.

Los cuatro tratamientos a los que renuncian son la reanimación cardiopulmonar, respiración artificial, hemodiálisis y administración de fármacos anticancerígenos, que únicamente tengan el fin de prolongar la vida sin fines de tratamiento.

En tanto, otros 16 mil enfermos terminales se han registrado, hasta ahora, con las autoridades, para fallecer con dignidad sin recibir tratamiento adicional.

Un total de 113 mil personas han registrado una carta de intenciones con los hospitales y organizaciones públicas pertinentes para detener el tratamiento una vez que se conviertan en enfermos terminales.

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar