Abren en Bogotá muestra mexicana “Pintando los colores de la educación”

Bogotá. El Fondo de Cultura Económica (FCE) en Colombia abrió la exposición “Pintando los colores de la educación”, que ofrece a los visitantes la oportunidad de explorar el patrimonio artístico y su papel en la educación mexicana, en el marco de las actividades del año Colombia–México.

La exposición fue abierta por el director de la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuitos (CONALITEG), Arturo Ancona; la embajadora de México en Colombia, Blanca Alcalá Ruiz, y el director de FCE en esta capital, Álvaro Velara.

Para el director de CONALITEG, presentar esta muestra artística en Bogotá es importante para estrechar los lazos entre México y Colombia, “países hermanos en muchos sentidos, pero también en educación”.

Esta “exposición significa parte de nuestra historia, significa parte de nuestra identidad, significa parte de lo que somos y queremos compartirlo con el pueblo colombiano”, subrayó el alto directivo de la institución mexicana.

La exhibición, que estará abierta hasta el próximo 18 de noviembre, contiene 41 pinturas que fueron creadas en 1960, 1962, 1987 y 1988, bajo la dirección de Martín Luis Guzmán (1887-1976), escritor mexicano y primer director de CONALITEC.

Estas obras representan el esfuerzo de México para construir y fortalecer una identidad nacional en sus ciudadanos, un material artístico que ha aparecido “en portadas de libros escolares, se han convertido en íconos de imágenes colectivas de la educación del país, en el pensamiento y el sentir de los mexicanos”.

Unos 38 destacados artistas nacionales y extranjeros crearon obras de arte para ilustrar las portadas de los libros de texto utilizados por los escolares mexicanos.

Entre ellos se encuentran David Alfaro Siqueiros, Roberto Montenegro, Raúl Anguiano, José Chávez Morado, Alfredo Zalce, Manuel Felguérez, Teodoro González de León, Leonora Carrington, Gunther Gerzso, Mathias Goeritz y Vicente Rojo, entre otros.

El primer grupo de pinturas, realizadas entre 1960 y 1962, retrata a México a través de la historia de sus héroes nacionales, que lideraron los movimientos sociales y representaron a México en su lucha por la Independencia.

También presentan a México en paisajes rurales, en alegorías y símbolos nacionales que muestran a este país en imágenes que personifican virtudes cívicas. Los artistas que crearon estas pinturas pertenecen al movimiento de arte mexicano, El Muralismo.

Las obras adquiridas a partir de 1987 hasta 1988, “para renovar las portadas de los libros escolares, pertenecen a artistas de La Generación de la Ruptura, cuyos estilos estuvieron influenciados por movimientos artísticos europeos y americanos”.

Los artistas de La Ruptura, nacidos en la década de los años 30, comenzaron sus carreras en la década de los años 50 y rechazaron el modelo artístico impuesto por el Muralismo Mexicano y la Escuela Mexicana de Pintura.

Los distintos estilos explorados se ven en la obra de Manuel Felguérez, Teodoro González de León, Francisco Moyao, Gunther Gerzso, Mathias Goeritz y Vicente Rojo.

Fuente: Notimex

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button
Close