Blanca Martínez ‘La Chicuela’: Me violaron cuando tenía 12 años

marzo 10, 2020

México/tvnotas. Lo que sería una entrevista de su nueva faceta en TV Azteca, se convirtió en una confesión por parte de Blanca Martínez, mejor conocida como La Chicuela. La conductora, de 55, nos reveló que a sus 12 años sufrió una violación por parte de un trabajador de su padre, el señor Héctor Martínez Vacca (q.e.p.d.), quien tenía un bar en la ciudad de Monterrey, Nuevo León.

-Blanca, ¿siempre te gustó la música grupera? «Pues es que soy de Monterrey y ahí uno nace oyendo el acordeón y el bajo sexto (guitarra especial), entonces toda la vida ha estado esa música en mis venas. Además después conocí al señor Óscar Flores, un importante RP (relacionista público) de la música grupera y trabajé con él como jefa de relaciones públicas y prensa de todos sus grupos, entre ellos Bronco, y por ellos me vine a vivir a la Ciudad de México». 

-Regresemos el tiempo atrás, ¿cómo es que llegas a la música regional? «A finales de los años 80, fui directora de la primera revista grupera en México, se llamaba Bombazos musicales, allá en Monterrey, y empecé a tener contacto con los gruperos».

-Ahora que estás en TV Azteca, ¿cómo te sientes?»Muy poca gente sabe que yo empecé en Azteca Monterrey hace mil años y luego estuve 26 en Televisa, y aunque sentí mucha tristeza por dejar Televisa, estoy feliz de regresar a casa. Ya llevo dos años aquí y el trato es maravilloso». 

-Además, entras por la puerta grande, estás en dos proyectos…»Sí, estoy en Venga la alegría y en Corazón grupero los sábados por la noche, y me cayeron como de milagro, porque justo días antes me quitaron mi exclusividad de Televisa2. 

-¿Cómo te abriste paso en este mundo que siempre había sido de hombres? «Es un género muy machista, difícil y complicado, porque para empezar decían que cómo una mujer les iba a decir qué hacer y qué decir, pero la verdad es que no me puedo quejar porque los grupos con los que trabajé siempre me trataron bien».

Foto: Web

-¿Alguna vez sufriste acoso o violencia? «Gracias a Dios, no, porque también me tocó trabajar con mujeres muy fregonas como Selena, me tocó manejarle prensa y relaciones públicas, también me hice muy amiga de Jenni Rivera (q.e.p.d.), a quienes considero dos de las mujeres más emblemáticas del regional, desde mi punto de vista de trabajo». 

-¿Jenni Rivera era una de tus mejores amigas? «Sí, y todavía no logro superar lo que pasó, ni la manera de cómo ocurrió su muerte; fuimos amigas 12 años, la conocí en 2000, antes de que viniera a México, y teníamos en común algunas cosas no muy agradables, como es el maltrato físico y la violación; cuando lo platicamos por primera vez, me dijo: ‘Tú no sabes lo que es una violación’, y le contesté: ‘No, sí sé’, le conté mi historia y ahí se hizo un clic personal que duró para siempre». -Seguro tenían un lazo muy fuerte…»Claro, eso nos unió mucho a Jenni y a mí, teníamos una clave que ahora utilizo con su hija Chiquis, porque cuando decíamos que teníamos plática de mujeres perras, quería decir que íbamos a hablar de cosas que nunca serían publicadas». 

-¿Quién te violó? «Fue un empleado de mi padre, y también sufrí maltrato físico de una expareja».

-¿Se lo contaste a tus papás?»Mi padre nunca supo porque se murió muy joven, aparte, mi papá lo hubiera matado, yo era su única hija, y no lo quería ver tras las rejas, por eso me callé. Y mucho tiempo después se lo dije a mi mamá».

-¿Cuántos años tenías?»Tenía 12, fue muy fuerte y no es nada fácil, la verdad se batalla bastante, por lo que tuve que ir a terapia». 

-¿Te arrepientes de no haberlo hablado antes con tu familia?“Es que no sabía cómo; con la terapia uno se va abriendo. Pero mejor cambiemos de tema”.

Botón volver arriba