¿Consumes cátsup en exceso?, esto te interesa

México/Notimex. La salsa de tomate tipo cátsup, producto de alto consumo en México, puede contener jarabe de maíz de alta fructuosa, aditivo que causa daño al organismo si se consume en exceso, señaló la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco).

En su revista informativa de noviembre, el organismo público descentralizado y sectorizado de la Secretaría de Economía documentó que diversas marcas contienen jarabe de maíz de alta fructuosa en 42 por ciento, mientras el porcentaje en otra marca es de 55.

La presentación reducida en azúcar de una marca es la única que, de acuerdo con la valoración del Laboratorio Nacional de Protección al Consumidor, no contiene este aditivo.

La Profeco precisó que el jarabe de maíz de alta fructosa es de alto poder endulcorante (sustancia que da sabor dulce a un alimento) y su excesivo consumo aumenta los triglicéridos en la sangre.

Detalló que está presente también en refrescos, jugos, jaleas, pan de caja, comida para niños, salsas BBQ, aderezos, galletas, mermeladas y alimentos procesados, ya que es una alternativa para endulzar más barata y dulce que el azúcar, además de que prolonga el tiempo de caducidad de los alimentos.

A través de su publicación mensual, la Profeco advirtió que consumir este tipo de bebidas y alimentos no brinda nutrientes y que las calorías que aportan no sacian, por lo que se les conoce como «calorías vacías» que con el tiempo se acumulan y derivan en sobrepeso y obesidad.

Asimismo destacó que, de acuerdo con un estudio publicado en la American Journal of Clinical Nutrition, las bebidas endulzadas con jarabe de maíz de alta fructuosa inducen en la sangre un porcentaje mayor de partículas que transportan colesterol malo, lo que aumenta el riesgo de padecer ácido úrico y enfermedades cardiovasculares.

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar