Descarta subsecretario uso de la fuerza pública en desalojo

Yhadira Paredes. Xalapa. El subsecretario de Gobierno, Carlos Juárez Gil aseguró que no habrá uso de la fuerza pública para el desalojo de 36 viviendas de Villas Xalapa, donde esta mañana integrantes de Antorcha Revolucionaria realizaron barricadas para evitar que entrará elementos de la policía estatal. 

Entrevistado posterior a la inauguración la Mesa de trabajo “Herramientas para la protección de personas migrantes en el sur de Veracruz” que se lleva a cabo en Xalapa, aseveró que este es un conflicto entre particulares y el Gobierno estatal solo es coadyuvante para ejecutar el mandato judicial. 

“Aún así a nuestras policías se les ha pedido que no caigan en un suceso de violencia, ni que se lastime a una sola persona. Estamos obedeciendo a un juez, hay intereses por parte de unos grupos, Antorcha Campesina, pero que no se alarme con este tema. Estamos haciendo todo en el marco de la ley y con Derechos Humanos”. 

Insistió que desde el gobierno del estado se privilegia el diálogo, buscando a las partes en conflicto, además de que se buscó mediar un proceso de compra de las vivienda, pero fue rechazado. 

SE DIALOGÓ CON ALCALDES QUE FUERON A PALACIO DE GOBIERNO

En otro orden de ideas, el funcionario estatal rechazó que se hubiera cerrado la puerta a los alcaldes de la zona de la Cuenca del Papaloapan y Los Tuxtlas que buscaban una reunión con el gobernador Cuitláhuac García Jiménez, a pesar de que en fotografías se observó puertas del recinto del ejecutivo con cadenas y candados. 

“Sí se les permitió (la entrada) simplemente por el proceso que tenemos ahorita, el protocolo, teníamos una reunión que esperamos, pero se les atendió, traían un oficio, solo esperaron un poco, no se está poniendo candado, se lleva un control por un suceso que aconteció”, con los habitantes de Pajapan. 

Asimismo, rechazó que los habitantes, agentes y subagente del municipio de Pajapan hayan sido maltratados o agredidos por personal del Gobierno Estatal, pero reconoció que si fue exigente para pedir respeto por el recinto. 

Sobre las imágenes que se difundieron donde se ve personal de ayudantía sacando sus armas, consideró que pueden acudir a la Comisión Nacional de Derechos Humanos y establecer una queja, pero rechazó que esa hubiera ocurrido. 

Back to top button
Close