Existió puerto prehispánico en márgenes del río Los Pescados: Amayrani García

septiembre 8, 2020

Redacción. UV. Amayrani García Jiménez, estudiante de la Facultad de Antropología de la Universidad Veracruzana (UV), ha desarrollado durante cuatro años, dentro del proyecto arqueológico río de Los Pescados, una investigación que le permite afirmar que el sitio arqueológico Apazapan I –ocupado en el periodo clásico (200 d.C. a 900 d. C.)– estuvo asociado con un puerto en la margen del río Huitzilapan, hoy llamado Los Pescados. 

“Por las características del puerto, las cuales indican un acceso restringido al sitio arqueológico, y su ubicación estratégica en la corriente fluvial, no dudamos que se ejerciera un control de productos, mercancías e incluso de los humanos y de pensamientos que pretendían transitar de las montañas a las llanuras costeras, o viceversa”, se lee en su documento.  

La tesis lleva por título “Navegación e infraestructura de un puerto ribereño en la cuenca media del río Huitzilapan–Los Pescados, Veracruz” y en entrevista para Universo la estudiante del programa educativo de la Licenciatura en Arqueología comentó que un mapa de principios de la época colonial identifica varios ríos que son navegables, pero el río Huitzilapan no está considerado como tal. 

No obstante, ella no se sujetó a ese criterio, porque los españoles conquistadores venían con un concepto y tecnología de navegación que difería del de los pueblos mesoamericanos; para muestra basta citar las embarcaciones de considerable tamaño con las que contaban los europeos al momento de establecer contacto. 

“Al reflexionar si las sociedades precolombinas practicaban y contaban con espacios dedicados a la navegación, podemos decir que sí los hubo, y además se abren nuevas hipótesis a futuros estudios, para registrar y procesar las evidencias –herramientas, artefactos, infraestructura, espacios modificados y adecuados para el ejercicio de la navegación–”, sostuvo Amayrani. 

De acuerdo con el asesor de su tesis, Rodolfo Parra, se trata de una investigación arqueológica pionera para el centro de Veracruz. En ese tenor, la universitaria precisó que si bien hay investigaciones que dan luz sobre la navegación y áreas portuarias en la costa del Golfo de México –tal es el caso de las de Lourdes Budar, Gibrán Becerra y Salvador Pérez–, ninguna se había desarrollado en la cuenca media del río Huitzilapan–Los Pescados. 

“Mi propuesta de esta investigación fue comprobar la existencia de una infraestructura portuaria en las márgenes de ese río, específicamente asociado al sitio arqueológico Apazapan I”, precisó. 

Tal propuesta se confirmó y para muestra de ello citó las evidencias arqueológicas identificadas, a través de un análisis minucioso del terreno, apoyado con fotografías aéreas y planos elaborados con datos recolectados en campo. Ello le permite demostrar que en el sitio arqueológico Apazapan I, una parte del terreno “fue modificado para construir un puerto ribereño”.

La infraestructura del puerto
Una de las primeras tareas en la investigación, fue debatir el concepto de “puerto” ya que éste ha variado a través del tiempo y de las sociedades. 

Describió: “Está construido al sur de una gran plataforma sobre la que se desplantaron una serie de edificios que dieron lugar a la conformación de un asentamiento humano. Tuvieron un aprovechamiento del terreno, el cual presenta un declive de norte a sur; modificaron una porción de la superficie para crear un canal que  presenta 102 metros de largo y 20 metros de ancho, con una profundidad de entre 90 centímetros a 1.50 metros. Estoy aludiendo a la identificación de un canal de navegación. 

”También es posible identificar un conjunto de escalinatas que conducen a los basamentos piramidales, las cuales se encuentran en la parte alta –entre el espejo de agua del canal y la base de los edificios hay un diferencia de altura de cuatro metros.” 

Es decir, la infraestructura del puerto la integran: un canal de navegación, un islote parcialmente artificial, un conjunto de escalinatas y una plataforma para acceder al sitio arqueológico; elementos que permitieron reforzar la idea de la navegación en río de Los Pescados/Huitzilapan.

“Queda para investigaciones futuras la excavación al interior del canal de navegación”, dijo la universitaria

Asimismo, destacó que en el antiguo asentamiento humano hay varias evidencias que denotan el rango de alto poder, por ejemplo: el juego de pelota de mayores dimensiones en toda esa región; el tamaño de los edificios y los detalles arquitectónicos con los que cuentan las estructuras; las esculturas y un petrograbado que probablemente hace alusión al topónimo de Apazapan. 

Además, el sitio posee un juego visual: “Cuando uno va ascendiendo desde el puerto hacia el asentamiento, los edificios se ven de mayor dimensión de lo que en realidad son”. 

La investigación, en conjunto, le tomó prácticamente todo el curso del programa educativo (alrededor de cuatro años) y partió de la experiencia educativa Seminario de Investigación I; ahí planteó la posibilidad de llevar a cabo un reconocimiento de superficie, cuya intención fue identificar, delimitar y obtener evidencias culturales de áreas de actividad humana. 

 “De esta manera se reportó y se realizó con gran detalle un plano del sitio arqueológico, donde se identificaron diferentes áreas de actividad, por ejemplo: administrativas, cívico-religiosas, habitacionales, entre otras.”

El único puerto en la región
Amayrani precisó que dentro del área que contempla el proyecto arqueológico río Los Pescados se tienen 14 sitios arqueológicos registrados, en los que han identificado artefactos elaborados con material que no se encuentra en la región, como la obsidiana proveniente de las canteras de Oyameles, ubicadas en el estado de Puebla, y las localizadas en las faldas del Pico de Orizaba. 

Por ello el planteamiento giró bajo la idea de una red de comercio y contacto aprovechando la corriente fluvial que desciende desde la Sierra Madre Oriental y desemboca en las llanuras costeras –en lo que hoy conocemos como La Antigua. 

“De todos los sitios que se han reconocido en la cuenca media, el Apazapan I es el único que cuenta con un puerto ribereño”, insistió. 

La universitaria hizo hincapié en que el propósito de su investigación fue precisar el área dedicada a la navegación y demostrar las implicaciones culturales y sociales de contar con un puerto. Lo que aún está pendiente es el hallazgo de tecnología, artefactos o herramientas utilizadas para navegar. En el caso de las canoas, advirtió que es difícil la posibilidad de su localización, toda vez que se elaboraban de materiales perecederos. 

“Queda para investigaciones futuras la excavación dentro del canal de navegación, es decir, en el área portuaria, para encontrar evidencias que enriquezcan y den cuenta de la práctica de navegación entre los pueblos precolombinos.” 

En su momento, citó, es muy probable que desde tal asentamiento se ejercía comercio local con los sitios arqueológicos hoy llamados Paso Limón, Agua Caliente, El Bejuco, Las Abejas, Xotla, entre otros. 

Por si fuera poco, hasta donde se tiene conocimiento, no hay reporte de la existencia o restos de otros puertos ribereños en las cuencas cercanas –la del Cazones, Actopan o Jamapa–. Ello le permite plantear que Apazapan I es el único sitio arqueológico reportado y reconocido arqueológicamente que muestra evidencias asociadas a la práctica de la navegación, que contó con un puerto ribereño y sugerir que “controló y ejerció un poder de comunicación, comercio, política y de relaciones sociales a nivel local y regional”. 

Sumado a ello, está la probabilidad de que mantuviera alianzas con otros asentamientos, tanto de las montañas subtropicales como del altiplano central y las llanuras costeras. 

De acuerdo con las investigaciones de Amayrani, el puerto y el sitio fue ocupado en el periodo clásico (200 d.C. a 900 d. C.), por lo que en la época del contacto con los españoles ya estaba deshabitado el antiguo asentamiento humano. 

Los sinodales de esta investigación son Roberto Lunagómez y Sergio Vázquez, y será presentada en calidad de trabajo recepcional de forma virtual en el presente mes. 

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar