Tentaciones no son pecado, pero hay que rechazarlas, dice Arzobispo

febrero 21, 2021

Yhadira Paredes/Xalapa.- Las tentaciones son necesarias para crecer, pues quien no ha sabido luchar no puede llegar a vencerlas, aseguró el Arzobispo de la Arquidiócesis de Xalapa, Hipólito Reyes Larios, quien reconoció que en la actualidad el ser humano se encuentra sometido a muchas de ellas, como la riqueza, la infidelidad y la creencia en cosas como la niña blanca. 

En la homilía de este domingo dijo que es necesario conocer las tentaciones, diferenciarlas y si es algo contra dios no se debe consentir para evitar aceptar invitaciones para apartarse de su camino de Dios. 

Recordó que el pecado no es la tentación en sí, si no cuando consentimos a ellas y hoy hay tanta tentación en eso, “mucha gente esta metida que ya ni conocemos los mandamientos.”

“Lo que tenemos que aprender es que aunque conozcamos las cosas que nos llevan al pecado nos de la fortaleza para discernir entre bien y mal y no consentir, en el momento en que consentimos es el problema. No creer es hacer el mal, si no cuando las personas se han decido a hacerlo y caer en la tentación”. 

Una de las tentaciones más importantes, comentó es darle mucha importante al dinero, por ejemplo cuando los papas trabajan todo el día fuera de casa y cuando regresan no les dan cariño y tiempo a sus hijos, lo que resulta contraproducente porque los llenan de cosas materiales, pero no de cariño y cercanía. 

“La pandemia ha ayudado porque muchos papas están con sus hijos, los papas y mamas han requerido ese gran valor de ser los principales educadores de sus hijos e hijas, eso implica cercana, estar con ellos y mucha paciencia”. 

Además, destacó que en el tiempo cuaresmal se ha invitado a tres actitudes principales: multiplicar los tiempos de oración; la segunda ayuno, no solo de los alimentos y bebidas, si no también de mal entendidos, insultos, injusticias con los demás; la tercera la limosna, que se trata de abrir nuestros bienes y compartirlos con los más necesitados.

Botón volver arriba