Vive momentos difíciles el béisbol mexicano por el Covid-19

abril 7, 2020

Fernando Hernández. Xalapa. Desde Arandas, Jalisco el pelotero Iván Bellazetín sobrelleva el encierro, pero con la preocupación de las dificultades que acarrea la pandemia por el Covid-19.

La Liga Mexicana de Béisbol (LMB) debió haber comenzado ya esta semana, pero la fecha está postergada por las razones ya conocidas.

«La estamos sufriendo mucho, estamos acostumbrados a tener actividad fuera de la casa. Los beisbolistas, en el ámbito profesional, no estamos acostumbrados a estar tanto tiempo en casa.

«Y realmente sí nos pega porque está todo cerrado, los parques, los gimnasios, no contamos con mucho espacio para desarrollarnos, hacemos lo que podemos en la casa, ejercicios con nuestro peso, algunas pesas y ligas», indicó.

El infielder señaló que en lo anímico deben aceptar que son cosas que están pasando, pero tener la confianza de que esta prueba será superada por el planeta y volver a las actividades cotidianas.

«Tratar de volver lo más pronto posible y tratar de generar, porque económicamente nos pega también, porque mientras no estemos jugando no recibimos ningún sueldo.

«Pega más a los que tenemos familia, por las cuentas, la renta, los servicios, porque no nos están esperando, pero hay que tener fe para seguir adelante, estar en forma y regresar lo más pronto posible», subrayó.

Iván Bellazetín estaba en entrenamientos con los Pericos de Puebla, llevaban ya un mes de preparación cuando vino la suspensión de actividades, faltando poco más de dos semanas para abrir campaña.

«Y en mi caso ya estoy sacando el guardadito, que es lo de la colegiatura de las niñas, se ha complicado, ya habría empezado el lunes (seis de abril) la temporada de la Liga Mexicana y ya hoy se estaría con el sueldo.

«Como quiera los equipos te dan un préstamo desde antes y ya no sacabas tus ahorros. En estos días he hablado con amigos y la pasan difícil, porque no hay juegos en ningún lado, ni amistosos o de invitación que sirve para sacar algo de dinero», explicó.

El alguna vez jugador de los desaparecidos Chileros de Xalapa en la extinta Liga Invernal Veracruzana informó que, en su situación particular, él y su familia se han empezado a apretar el cinturón.

«A tratar de ahorrar lo más que se pueda, no salir a comprar cosas caras e innecesarias, estamos en una época que tenemos que cuidar hasta el último grano de arroz que haya en la casa y no desperdiciar», añadió.

Ahora, además existe la incertidumbre de saber cómo se acomodará la campaña de la LMB y si el equipo poblano le llamará para pertenecer al roster.

«La verdad me han sorprendido mucho, porque nos han dado seguimiento, es una muy buena organización, todos han estado al pendiente de nosotros, por nuestro trabajo, nos ponen mucha atención.

«También nos piden que no nos desesperemos, que estemos listos para volver. No nos han dicho una fecha exacta, pero la primera idea era volver a los trabajos este mismo mes pero todo depende de la genteSalud que nos autoricen», finalizó.

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar